IMPUESTOS ESPECIALES: SILICIE YA ESTÁ AQUÍ

Oct 28, 2019
Vicente

Arola & Hitsein Abogados, colaboradores ECAM, nos explican el nuevo marco impositivo en materia de impuestos especiales: SILICIE

La cercanía del nuevo año 2020 trae inquietud al sector microcervecero. Y de nuevo los “culpables” son los impuestos especiales (IIEE, en adelante).

El pasado 5 de octubre de 2019, fue objeto de publicación en el BOE la Orden HAC/998/2019, de 23 de septiembre, por la que se regula el cumplimiento de la obligación de llevanza de la contabilidad de los productos objeto de los impuestos especiales de fabricación. Esta orden viene a materializar el tan consabido proyecto SILICIE de la Agencia Tributaria (AEAT), para el suministro inmediato de la contabilidad de IIEE.

¿Qué es SILICIE?

SILICIE (Suministro Inmediato de Libros de Información Contable de Impuestos Especiales) es un nuevo sistema de llevanza y suministro de la contabilidad de los productos objeto de los impuestos especiales y, en su caso, las materias primas empleadas en su obtención.

Ello significa que se va a sustituir la actual presentación de libros contables de IIEE, por el suministro electrónico de asientos contables a través de la Sede Electrónica de la AEAT.

Entrada en vigor

El 1 de enero de 2020 es la fecha de puesta en marcha del nuevo sistema. En contraprestación a esta nueva obligación, las empresas afectadas dejarán de presentar la declaración de operaciones, modelo 558.

Sin perjuicio de lo anterior, se ha establecido un periodo transitorio para realizar el suministro de los asientos contables correspondientes del primer semestre de 2020. Estos asientos contables se podrán suministrar durante el periodo comprendido entre el 1 de julio y el 30 de septiembre de 2020.

En caso de acogerse a este régimen transitorio, durante el periodo 1 de enero al 30 de junio deberá continuarse con el cumplimiento de las obligaciones contables como en la actualidad, así como realizar la presentación de la declaración de operaciones, modelo 558.

Opciones de llevanza de la contabilidad

Aclaramos que SILICIE es un nuevo sistema para la llevanza y el suministro de los asientos contables. Por ello, no cambia obligaciones sustanciales que ya existían, como la conservación de la documentación justificativa de cada movimiento u operación, o la de registro en la contabilidad de IIEE de cada establecimiento, la cual sigue operando como hasta el momento. Es decir, la entidad sigue teniendo 24 horas para el registro de los movimientos, operaciones, procesos y existencias en su contabilidad.

Dicho lo anterior, la novedad reside en cómo se ha ejecutar esa llevanza. En función de lo anterior, serán unos u otros los plazos en los que se han de reportar a la AEAT los asientos contables:

  • Hasta ahora, dentro del mes siguiente a la finalización del período de liquidación (del trimestre generalmente en el caso de cerveceras artesanales), la contabilidad de IIEE se transformaba en ficheros planos (.txt) y se subía a la Sede Electrónica de la AEAT.
  • Con SILICIE, la empresa deberá elegir entre:
  1. La llevanza de la contabilidad directamente en la Sede Electrónica de la AEAT.

Ello quiere decir que la contabilidad de IIEE será objeto de registro directo en la web de la AEAT. Su visualización será inmediata para la AEAT. Esta opción permite a la entidad no llevar una contabilidad “offline” de IIEE. Por lo tanto, si la entidad quiere consultar, por ejemplo, su stock de malta, habrá de acudir a la Sede Electrónica de la AEAT para consultarlo.

Este tipo de llevanza no obstante supone un reporte continuo de información. Puesto que, como ya señalado, la obligación general de registro en 24 horas sigue inalterada, la entidad habrá de suministrar a la AEAT cada asiento contable dentro de, con carácter general, las 24 horas hábiles siguientes al momento en que se produjera el movimiento, operación o proceso.

Cabe reseñar que, por defecto y salvo que la entidad comunique lo contrario con anterioridad a que acabe el año, este será el tipo de llevanza de contabilidad al que quedará sujeta a partir del 1 de enero de 2020.

  1. La llevanza de la contabilidad a partir de un sistema informático propio.

Las entidades que dispongan de un sistema contable propio en soporte informático (Excel, Access, u otro), podrán optar por la llevanza de la contabilidad de IIEE a través de su propio sistema. La Orden establece que quienes opten por este tipo de llevanza deberán efectuar el suministro de los asientos contables de movimientos, operaciones, procesos y existencias, en un plazo de 5 días hábiles contados a partir de la fecha en que haya que realizarse la anotación contable (como señalado anteriormente, 24 horas con carácter general). Este plazo se extiende transitoriamente a 8 días durante el año 2020.

Asimismo, la opción por este tipo de llevanza otorga la ventaja de poder considerar el mes de agosto como inhábil a efectos de la obligación de suministro de asientos contables (no siendo inhábil a efectos de la obligación de registrar los movimientos en su sistema informático propio).

De manera específica para pequeñas fábricas de cerveza (producción anual inferior a 50.000 hectolitros) que opten por este tipo de llevanza, se establecen dos ventajas:

  • La primera afecta al plazo de 5 / 8 días hábiles anteriormente mencionado. En lugar del mismo, estas pequeñas fábricas de cerveza tendrían hasta el último día hábil del mes siguiente a aquel en que se realice el movimiento, operación o proceso para suministrar a la AEAT sus asientos contables.
  • La segunda ventaja sería que se les permitiría suministrar los asientos relativos a operaciones de entrada de materia prima de forma agregada en un único asiento mensual. No obstante lo anterior, en su sistema informático propio habrá de haber registrado el detalle de todas las entradas de materia prima, puesto que la ventaja que supone la agregación se refiere únicamente al suministro.

Las entidades que opten por este tipo de llevanza deberán comunicárselo por Sede Electrónica a la AEAT (se prevé un formulario específico que se encuentra pendiente de habilitación). Esta opción deberá ejercerse con anterioridad al inicio del año natural en el que deba surtir efecto.

Formas de suministro e información a suministrar

Tres son las maneras entre las que pueden optar las entidades para cumplir con su obligación de suministro de asientos contables (bien se haya optado por la llevanza de la contabilidad directamente a través de la Sede Electrónica de la AEAT, bien a partir del sistema informático propio):

  1. Suministro a través de servicios web basados en el intercambio electrónico de mensajes,
  2. Suministro a través del formulario web, que permitirá el suministro asientos contables uno a uno, de forma individual por asiento contable,
  3. Suministro mediante la importación de ficheros, que permitirá el suministro de varios asientos contables simultáneamente.

La Orden anteriormente mencionada fija la información concreta que ha de ser objeto de suministro, la cual se asemeja sustancialmente a la que ya viene siendo objeto de obligado registro en los libros contables de existencias de IIEE. Se puede consultar el contenido concreto de la misma en el Anexo de la Orden.

Asimismo, está ya disponible un entorno de pruebas, desde el que las empresas pueden familiarizarse con la plataforma de suministro de los asientos contables. No obstante, para ello habrá de solicitar preliminarmente un “CAE de pruebas para fábrica de cerveza”, dirigiendo un mail a “atenusu@correo.aeat.es” e indicando el NIF del certificado electrónico que utilizará.

Suministro agregado de determinados asientos contables

Cada asiento contable suministrado se referirá con carácter general a un sólo movimiento, proceso, operación o existencia. No obstante, como simplificación en lo que respecta a la cerveza, se podrán suministrar en un único asiento contable de forma agregada las siguientes operaciones y movimientos:

  • Las operaciones en fábrica podrán suministrarse de forma agregada en un solo movimiento por cada una de las fases de cocción fermentación y maduración, referido a cada cocimiento o lote de fabricación.
  • Los movimientos de entrada y salida de cerveza sin alcohol podrán suministrarse en un solo asiento referido a los datos agregados mensuales.
  • Los movimientos de materia prima empleados en la aromatización o en dar sabor al producto final cuya contribución sea inferior al 0,5% podrán suministrarse en un único asiento contable referido a los datos agregados mensuales.

Esta simplificación se ha de entender sin perjuicio de la obligación de conservar la documentación justificativa e información individualizada de todas y cada una de las operaciones que hayan sido objeto de suministro.

Expuesto todo lo anterior, le recomendamos analizar las implicaciones que supondrá la implantación del SILICIE en su entidad, de forma que pueda anticiparse y tomar las decisiones adecuadas para asegurar el cumplimiento de sus obligaciones en el momento de su entrada en vigor.

David Martínez – Abogado
Arola & Hitsein Abogados.

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *