Cómo formarte en cerveza y no caer en el engaño

Jul 04, 2019
Vicente

Cuestiones sobre la formación especializada en cerveza

La cerveza es una industria en claro crecimiento. Como industria está generando la amplitud de un mercado cada vez más transversal e inclusivo; por lo que va siendo habitual encontrar diferentes emprendimientos que cubren esa demanda nueva y multidireccional, no únicamente dirigida al producto sino a la profesionalización de las diferentes actividades que intervienen.

Estamos hablando de cómo la oferta general de servicios a empresas y emprendedores empieza a ofrecerse de forma especializada a nuestro sector. En concreto, la formación especializada en cerveza artesana. Cada vez es más habitual encontrar fábricas o marcas que ofrecen cursos de elaboración, academias o institutos que venden la cerveza como modelo de negocio u ofrecen catas profesionales. Pero, ¿toda formación es válida? ¿Cuánto cuesta una capacitación profesional en cerveza?

Cursos de elaboración de cerveza

Sería absurdo obviar que, si quieres perfeccionar tu actividad, sea cual sea, necesitas formarte. La experiencia es un complemento ineludible a la formación, pero no es excluyente. Centrándonos directamente en el sector cervecero, ninguna marca podrá crecer si pone en el mercado un producto que no controla. Puedes crear una receta resultona, agradable, que guste; pero, ¿podrás reproducirla sin variaciones lote tras lote? ¿Sabes controlar las condiciones técnicas y científicas que afectan al producto? Y, siendo algo más humildes, ¿la receta es adecuada para el disfrute del consumidor? Es decir, ¿tienes una cerveza comercializable? ¿Puedes emprender con tu receta?

Las respuestas a todo esto no te la da la experiencia. Haber hecho varias recetas con unas técnicas de elaboración infalibles, según criterios, no te convierte en un especialista. Dejemos de lado el término profesional. Conocer y profundizar en los procesos que intervienen en la elaboración es un primer paso. Replantearte los que conoces, controlar los que no conoces, definir los que intuyes y abordar los que pasas de puntillas.

La cultura cervecera no es una ciencia infusa, estanca y exacta. Los avances científicos y tecnológicos son constantes. Las investigaciones sobre lúpulos y maltas son cada vez más novedosas. El mercado de la cerveza está en constante evolución. Hacer cerveza es una actividad que se trabaja día a día, de la que aprendes constantemente y perfeccionas en contacto con otros profesionales. También recibiendo una formación adecuada y de calidad. Dicho esto, muy difícilmente harás cerveza en condiciones reproducibles y técnicamente perfectas con un curso básico de elaboración. De hecho, ni siquiera podrás elaborar una cerveza apta para tu propio consumo. Si tu objetivo es hacer cerveza casera de forma aceptable necesitarás, además de ese tipo de cursos, un año de práctica y formación adicional y continua.

Muy difícilmente harás cerveza en condiciones reproducibles y técnicamente perfectas con un curso básico de elaboración.

Los cursos básicos que aseguran un futuro profesional en el sector ofreciendo este tipo de cursos, aparte de caer en una falacia, son irresponsables. Sólo hay que estudiar detenidamente la oferta real. En latinoamérica exiten muchos cursos “avanzados” y baratos. Si los superas te dan la opción de acceder a otros niveles previo pago. Al final, y en suma, acabas invirtiendo más dinero de lo previsto a cambio de una formación no homologada ni profesionalizante. Un curso barato de unas pocas horas lectivas nunca va a servir para emprender nada con cierto éxito comercial. Desde luego, no consigues ningún tipo de capacitación. A todo esto, nosotros ofrecemos un curso de verano de elaboración casera. Es para eso: aprender de profesionales cerveceros cómo elaborar cerveza en casa. Para capacitarte de forma profesional tenemos el curso de elaboración.

El negocio de los cursos online

Otra gran eclosión formativa ha sido la de los cursos online en cerveza artesana. Partimos de una oportunidad: los cursos online están en expansión a nivel mundial. Hace años que funcionan muy bien en países anglosajones. Los hay de todo tipo. Internet, como herramienta de negocio, ha facilitado la proliferación de este tipo de ofertas. También ayuda su bajo coste de inversión. Emprender un negocio en Internet no es tan costoso como abrir un aula física. La pregunta es: ¿os habéis parado a pensar quién ofrece cursos online?

Aquí nos encontramos, de nuevo, con profesionales que quieren sacarle rendimiento económico a sus conocimientos. Su objetivo no es montar una escuela, o promocionarse como profesores. No están dedicados a la docencia. Su objetivo es compartir conocimiento con todo aquél que necesite formarse para desarrollar una habilidad específica sin dejar de lado su actividad profesional. Compartir conocimiento previo pago. Estamos hablando de un negocio. Nada que objetar al respecto.

El objetivo de los cursos online es compartir conocimiento con todo aquél que necesite formarse para desarrollar una habilidad específica sin dejar de lado su actividad profesional.

Aquí hacemos un inciso para diferenciar dos grandes grupos de cursos online: los cursos universitarios o de titulación homologada donde nos incluimos (grados superiores, módulos profesionales, etc.); y los cursos con diploma de capacitación de la habilidad o superación del programa académico. En este sentido nos enorgullece decir que ECAM juega en una liga muy diferente a la mayoría de cursos online. Tanto en cuanto a forma, como al contenido. como a la titulación.

Para empezar, hablamos de una capacitación profesionalizante, refrendada por el sector y homologada por la Universidad de Alicante. Es una titulación universitaria, por lo tanto, su objetivo claro es la educación. Concretamente, formar a profesionales actuales y futuros. Quien cursa nuestros programas educativos sale especializado en elaboración de cerveza artesana o en microcervecerías según el sistema educativo.

Nuestro funcionamiento también es bien diferente. Los cursos online funcionan, normalmente, por suscripción. El negocio está en que el alumno paga mensualmente para acceder y consultar el contenido del curso. Es decir, funcionamiento muy parecido a la licencia de uso de un software o servicio de Internet. Desde que te registras tienes acceso completo a los contenidos. No existe ni horario ni promoción académica. El profesor actualiza el contenido y el alumno lo consume. Hay otra modalidad cronológica con fecha de inicio y fin en la actualización de contenidos; pero no deja de ser lo mismo.

En ECAM tanto las clases como los profesores dependen de un horario específico, como cualquier curso universitario. Las clases se imparten en días y horas concretas; y los días de tutoría quedan también adscritos a la semana de trabajo de cada asignatura. Nuestra flexibilidad, como curso online que somos, es que el acceso a materiales y contenido de las clases pueden consultarse en el aula virtual desde la apertura de la asignatura y durante el resto del curso.

Otra gran diferencia es que ECAM es una formación online, pero completada con trabajos prácticos y presenciales. Nuestro programa formativo incluye la asistencia a diferentes workshops donde se trabaja de forma práctica aspectos técnicos y científicos trabajados en las asignaturas. Igualmente estos talleres pueden ser consultados en su totalidad en el aula online.

Por último, aunque no menos importante, los profesores. A diferencia del resto de cursos online o presenciales, nuestro profesorado está formado por docentes cualificados del ámbito universitario, además de profesionales de reconocido prestigio del sector cervecero. Internet, que permite desdibujar fronteras, también nos facilita la formación de profesionales de diferentes países. También poder trabajar con colaboradores expertos en cada uno de ellos. Nuestra formación no es, pues, unidireccional. No se trata de colgar contenidos a los que el alumno accede desde casa. Tenemos las puertas abiertas del sector en muchos países, múltiples fábricas y oficios que comparten conocimiento con los alumnos y se generan debates, ideas, sinergias… y se aprende trabajando.

Con todos estos argumentos, te animamos a que te informes de lo que ofrecen los cursos especializados en cerveza y decidas cuál es mejor para tus objetivos, para tu negocio y tus sueños. Nuestras aulas seguirán abiertas a todo aquél que quiera ser ECAM.

 

 

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *